Saltar al contenido
Blog de Reiki

Los Símbolos del Reiki y sus significados

Si nos estamos formando en Reiki y estamos ya en el segundo nivel, el de la transformación, posiblemente empecemos a tomar contacto con los símbolos Reiki. Pero ¿qué son los símbolos del Reiki? ¿Cuáles son y para qué son útiles? Hoy vamos a dar respuesta a todas estas preguntas.

Historia de los símbolos sagrados del Reiki

Los símbolos del Reiki fueron creados hace muchos, muchos años. Se sabe que en un principio llegaron a existir hasta 300 símbolos Reiki. No obstante, cuando estos símbolos nacieron la información aún solo se transmitía solamente por vía oral. Debido a esto, muchos símbolos fueron olvidados.

Los símbolos del Reiki no fueron escritos en ninguna parte en un principio. Así que no había otra manera de difundirlos que mediante la oralidad. La gran cantidad de símbolos que había hacía que fuese imposible recordarlos todos. Por eso motivo, las personas que los aprendían empezaron a quedarse con aquellos que consideraban más importantes.

Se deduce que de la gran cantidad de símbolos Reiki que había se utilizaban, de media, solo unos 20. En la actualidad, no contamos con este problema. Ya existen libros y podemos escribir cada uno de los símbolos sobre papel para que no se nos olviden. De hecho, esta es la manera en la que hoy en día aprendemos.

Significado de los principales símbolos en Reiki

Hoy vamos a descubrir algunos de los principales símbolos en Reiki. Comprenderemos cuál es la utilidad de cada uno y las propiedades de las que podemos beneficiarnos al utilizarlos. Si estás aprendiendo o formándote en Reiki, esto te resultará sumamente interesante.

1. CHO-KU-REI

Este primer símbolo se encuentra vinculado con el primer nivel que hacía referencia al cuerpo físico. El cometido del CHO-KU-REI es preparar el cuerpo y depurarlo de las energías negativas. De esta manera, busca proteger el cuerpo y liberarlo al mismo tiempo. No obstante, también sella y atiende a las posibles fugas de energía que puede haber en él.

Este símbolo es muy potente para tratar un dolor en una zona determinada. Su uso, además, permite la apertura del cuerpo físico para que permita la entrada a la energía universal.

2. SEI-HE-KI

Este segundo de los símbolos principales deja de lado el cuerpo físico para centrarse en la parte más emocional del mismo. Por este motivo, es un símbolo que sana la conciencia, cura el cuerpo mental y emocional, e incluso es capaz de limpiar el aura. El SEI-HE-KI ayuda mucho en la eliminación de hábitos no deseados.

Este símbolo no solo ayuda a tratar nuestros estados emocionales menos agradables, como la depresión o la ansiedad, las preocupaciones o los pensamientos obsesivos; sino que, también, permite protegernos de las energías negativas de los demás. Por lo tanto, si en nuestro trabajo o familia hay una persona tóxica de la que no podemos alejarnos, el uso del SEI-HE-KI nos puede ayudar.

3. HON-SHA-ZE-SHO-NEN

El tercero de los símbolos principales en Reiki tiene que ver con el cuerpo mental. Este símbolo ayuda a que el profesional pueda transmitir Reiki a distancia e, incluso, que esta energía llegue a nuestros antepasados, traspasando el espacio-tiempo.

El HON-SHA-ZE-SHO-NEN es un símbolo que ayuda a potenciar la transmisión de energía del Reiki. Esto no solo favorece una sesión de Reiki a distancia, sino cuando intentamos transmitir energía a plantas o animales. La potencia de este símbolo es tal, que nos ayuda a mejorar nuestra telepatía, clarividencia, nuestra intuición y clariaudiencia. Habilidades psíquicas muy interesantes.

4. KO-RI-KÍ

Este símbolo se puede definir como “el símbolo de la felicidad”. Es ideal para aplicarlo en personas que estén pasando por una depresión o una profunda tristeza producto de un duelo o una pérdida de cualquier tipo (familiar, pérdida de trabajo, ruptura de pareja…).

No obstante, el KO-RI-KÍ también puede ser utilizado si sufrimos estrés o ansiedad. ¿Qué ocurre si no encontramos salida a algo o nos encontramos estancados? Este símbolo nos ayudará a motivarnos, a ver la luz al final del túnel y a sentirnos en paz con nuestras decisiones. Es un símbolo ideal para colgarlo de una pared dentro del hogar.

5. DAI-KO-MYO

También es conocido como el símbolo del maestro que trabaja sobre el cuerpo espiritual. Su cometido no es más que rescatar el alma y curarla de cualquier energía negativa que la esté dañando.

El uso del DAI-KO-MYO va directo a la energía fuente, por lo que actúa en el plano más profundo de nuestro ser. Si no contamos con ningún bloqueo y es nuestra alma la que necesita ser curada, este símbolo nos ayudará a resolver esto.

6. RAKU

El último de los principales símbolos Reiki que vamos a tratar tiene que ver con la iluminación. Al contrario que el resto de los símbolos de los que venimos hablando, este símbolo no cura, sino que ilumina. Por eso, está mucho más vinculado a los maestros Reiki.

La manera en la que actúa el RAKU es en alinear todos los canales y equilibrarlos para que la energía Reiki pueda ser utilizada y transmitida de la manera correcta. Es un símbolo que nos permite alinearnos, centrarnos.

¿Cómo usar los símbolos en Reiki?

Hay que tener mucho cuidado con cómo usamos los símbolos en Reiki. Por ejemplo, si intentamos hacer una curación utilizando el símbolo RAKU esta no surtirá efecto. De la misma manera, tenemos que tener en cuenta que, si nuestro cometido es centrarnos en el cuerpo espiritual, usar un símbolo que atienda al cuerpo físico no brindará resultado alguno para el objetivo que estamos buscando.

Símbolos de Reiki por nivel

Quizás, sea positivo hacer una breve mención a cómo se estudian los símbolos sagrados dependiendo del nivel de formación de Reiki en el que nos encontremos. De esta manera, puede que nos quede más claro, también, el motivo por el que hemos empezado por un símbolo que se centraba en el cuerpo físico y por qué hemos terminado con uno relacionado con la iluminación.

  • Nivel 2:

Este nivel corresponde a la transformación y aquí se incluiría el estudio de los símbolos Reiki mencionados de la forma en la que los hemos expuesto. Empezaríamos estudiando el CHO-KU-REI y, posteriormente, nos adentraríamos en el SHEI-HE-SHEI y el HON-SHA-ZE-SHO-NEN para terminar con el KO-RI-KÍ.

  • Nivel 3

En este nivel estudiaríamos el DAI-KO-MYO y el RAKU, símbolos muy potentes que ya nos acercan al último nivel, la maestría.

¿Por qué no hemos incluido el nivel 1? Porque los símbolos empiezan a estudiarse a partir del segundo nivel. Símbolos sagrados muy interesantes, potentes y que tienen un gran cometido en la práctica Reiki. No se puede prescindir de ellos.